MIGRAÑA Y SU RELACIÓN CON EL DÉFICIT DE DAO

La histamina es un transmisor de vital importancia para el organismo. Se encuentra repartido en todas las células de los tejidos corporales. La histamina endógena, aquella que se encuentra en el interior del organismo, se refuerza continuamente con la exógena, que se encuentra en concentraciones variables en los alimentos que ingerimos.

Para evitar una concentración en el plasma sanguíneo que pueda producir problemas, hay una enzima que degrada la histamina manteniendo la concentración en niveles tolerables.

Esta enzima es la DiAminoOxidasa (DAO) cuyo déficit provoca reacciones adversas en el organismo conocidas como “intolerancia alimentaria” o histaminosis alimentaria, que no es otra cosa más que una baja actividad de esta amina oxidasa la cual provoca que la histamina adquiera niveles altos de concentración en sangre.

Las reacciones adversas más comunes en personas con déficit de DAO o cuya actividad es baja, se manifiestan como:

  • Migraña y otras cefaleas
  • Erupción cutánea, picor, formación de ampollas
  • Trastornos digestivos, como diarrea, dolor abdominal, retortijones, flatulencia, sensación de hinchazón
  • Contracturas, dolores osteopáticos (dolor de espalda)
  • Asma, dificultades respiratorias
  • Nauseas, taquicardias, vértigo
  • Congestión nasal o secreción nasal

El déficit de DAO no es una alergia alimentaria, aunque algunas veces se puede confundir con ella. A diferencia de la alergia alimentaria, que afecta solo a un tipo de alimento en concreto, el déficit de DAO afecta a una amplia gama de alimentos los cuales tienen una alta concentración de histamina.

Cuando se tiene la sospecha de que la concentración de DAO es baja debido que se presentan varios de los síntomas descritos anteriormente, es aconsejable reducir el consumo de alimentos ricos en histamina o que favorezcan su concentración como el alcohol. 

Hay alimentos que favorecen la liberación de la histamina corporal (endógena):

  • Alcohol, especialmente vino tinto y cava
  • Productos lácteos (leche, queso, yogur, etc.)
  • Marisco, pescado y salsas de pescado y derivados
  • Embutido crudo (chorizo, salchichón, fuet, salami, etc)
  • Algunas verduras, como los tomates, las espinacas o las berenjenas
  • Cítricos, fresas y plátano y sobre todo naranjas

La migraña es quizá uno de los síntomas más comunes en las personas con déficit de DAO, por lo cual sería muy recomendable que el médico realizara un análisis plasmático para determinar la actividad de DAO cuyo déficit puede significar en el 85% de los casos, el desencadénate de la migraña.

Existen suplementos alimentarios naturales que ayudan a suplir el déficit de DAO y, en consecuencia, ayudan a reducir notablemente los dolores decabeza propio de la migraña.

Un ejemplo lo tenemos en MIGRASIN de DRHEALTHCARE.